Se emite primera sentencia de Femicidio en Guayas

Se emite primera sentencia de Femicidio en Guayas

El CEPAM-Guayaquil gana el primer caso de femicidio en la Provincia y marca precedente para abordar, con enfoque de género, los crímenes contra las mujeres.

El día 31 de marzo fue un día histórico para la justicia ecuatoriana, pues se emitió la primera sentencia de femicidio en la provincia del Guayas. El Décimo Tribunal de Garantías Penales sentenció a 26 años de prisión, por delito de femicidio, a José M. P. quien asesinó a su exconviviente en el interior de un taxi, frente a sus hijos.

El CEPAM-Guayaquil, por medio de su equipo legal, conformado por el Abg. Fernando Yávar y la Abgda Jaqueline Veira,  llevaron la defensa de este  caso de femicidio ocurrido en octubre del 2014 al noroeste de Guayaquil. El hermano de la fallecida inició este proceso para evitar que el  femicidio de Ma. Del Rosario quede en la impunidad.

Esta sentencia es el primer caso de femicidio judicializado en Guayas y marca un precedente que busca visibilizar cómo la violencia contra las mujeres y sus hijos e hijas,    muchas veces culmina en femicidios.

El femicidio es la muerte anunciada de una vida con violencia. Por eso el equipo legal del CEPAM-Guayaquil, en la defensa del caso,  reiteró la necesidad de ver el crimen  perpetrado de forma integral y sistémica, para poder entender cómo se configuran los femicidios y poder generar,  en el sistema de justicia, alarmas que permitan detectar con tiempo los niveles de riesgo de las mujeres violentadas.

Aunque no podremos recuperar la vida de María del Rosario esta sentencia nos permite reconocer y trabajar para que el Estado y la sociedad, de forma conjunta, tomen medidas de prevención y sanción ante la violencia contra las mujeres ya qué no solo las afectan a ellas;  estos hechos de violencia impactan en la vida de sus hijos, hijas  y familiares. Es necesario reiterar qué  por lo general, en los femicidios,  las víctimas han sido sometidas por parte de sus parejas, exparejas o familiares a prácticas constantes de violencia ya sea física, psicológica, sexual  y/ o patrimonial.

Desde el CEPAM-Guayaquil expresamos nuestro agradecimiento especial al Dr. Fernando Yávar por su defensa comprometida en este caso y en muchos más,  en los cuales los derechos de las mujeres han sido afectados.

Permaneceremos vigilantes ante otros casos de femicidio y de vulneración de derechos contra las mujeres a fin de contribuir a respetar nuestro derecho, como ciudadanas, a una vida libre de violencia en donde se promueven relaciones de equidad y respeto para todas y todos.

Si es con una, es con todas.
Cepam-Guayaquil